Saltar al contenido
Mundo Entrenamiento

El salto horizontal en Educación Física

19 noviembre, 2020

En este artículo analizamos el salto horizontal en educación física. Además, establecemos una propuesta práctica en el interior.

salto horizontal en educación física

En el siguiente artículo se trata un contenido específico dentro de las posibilidades ofrecidas en los deportes individuales o de oposición interindividual en Educación Física. El deporte elegido es el atletismo y dentro de este, el salto horizontal en Educación Física.

Salto horizontal en EF

¿Qué entendemos por salto horizontal?

El salto forma parte de las habilidades motrices básicas, es una habilidad propia de la especie humana que implica el despegue del cuerpo del suelo, mediante un impulso realizado principalmente por la flexión de las piernas, que tras la extensión de las mismas deja el cuerpo suspendido en el aire, durante un tiempo determinado.

El salto es un patrón locomotor elemental que tiene su origen en los patrones locomotores de la marcha y la carrera (1).

Como decimos el origen proviene del patrón de carrera, pero difiere de esta porque exige mayores niveles de impulsión, equilibrio y coordinación del movimiento (2)

Independientemente del tipo de salto que se realice, existen unas fases comunes a todos ellos: preparatoria, de impulso, vuelo y caída o amortiguación.

  • Preparatoria: es el conjunto de acciones preliminares de preparación del impulso o batida que se realiza en la segunda fase.
  • Impulso: flexo-extension de los miembros inferiores, acción de la musculatura extensora que, acompañada de la acción conjunta del resto de los miembros (también la fuerza de los brazos resulta fundamental) provoca el despegue del cuerpo en la fase de vuelo.
  • Vuelo: fase en la que el cuerpo deja de tener contacto con la superficie en la que tomó el impulso. En esta fase es fundamental el control del equilibrio, para progresar en función del objetivo del salto, y facilitar la caída del mismo.
  • Caída: también denominada fase de amortiguación, momento en el que los pies toman contacto con el suelo.
fases del salto horizontal
Fases del salto horizontal.

El salto horizontal es una modalidad dentro de los saltos en atletismo, en la que el sujeto pretende realizar un desplazamiento lo más horizontal posible sin tocar el suelo.

En competición, a mayor salto, mayor probabilidad de superar al adversario. Este se suele realizar comenzando con los pies juntos y cogiendo impulso para lograr la mayor distancia posible.

El salto horizontal en Educación Física

El principal objetivo del salto horizontal en Educación Física es medir o valorar la fuerza explosiva del tren inferior (3).

Habitualmente se evalúa durante la evaluación inicial del curso, y posteriormente en la evaluación final, tanto en el alumnado de los últimos cursos de Primaria, como en Educación Secundaria.

De esta forma, se puede observar la mejora que el alumnado ha tenido durante el curso escolar a nivel de condición física, como decíamos, concretamente de la fuerza explosiva del tren inferior.

Igualmente se puede trabajar como parte del contenido de atletismo, si en este se pretenden trabajar y dar a conocer las distintas modalidades que presenta: carrera, saltos y lanzamientos.

O como parte de sesiones aisladas o unidades didácticas de condición física en la que por agrupación de sesiones se encuentran varias ligadas a la resistencia, fuerza, flexibilidad y velocidad.

Dentro de las cuales, el contenido de saltos, formaría parte de las sesiones de fuerza, en estas el objetivo podría ser el trabajo del salto horizontal como opción para mejorar la fuerza de los miembros inferiores, o como evaluación para esta misma.

Teniendo en cuenta que el tiempo requerido para que realmente se pueda observar la mejora de la fuerza es muy superior a la posibilidad ofrecida por la realización de 3-4 sesiones de fuerza en la materia de Educación Física.

A pesar de esto último, resulta de gran interés que el alumnado conozca opciones y utilidades de las pruebas físicas y contenidos relacionados con el salto y en particular con el salto horizontal, ya que pueden resultar útiles para la práctica de las mismas en su tiempo de ocio fuera del ámbito escolar.

Para el tratamiento del salto horizontal en educación física, se deben tener en cuenta una serie de aspectos, entre los cuales se encuentran los siguientes (4):

  • Hasta los 17 años en los chicos, se pueden observar importantes mejoras de los valores en salto horizontal.
  • Hasta los 13 años, se observa esta gran mejora en el caso del género femenino.
  • Entre los de 13 a 15 años, no existen cambios importantes, en cambio, de los 15 a los 17 años, vuelve a aparecer un incremento importante de la potencia de piernas.
  • Además, el aumento de tejido graso resulta perjudica en el desempeño del salto horizontal, afectando sobre todo a quienes sufren sobrepeso u obesidad.

Partiendo de estos aspectos, se puede pensar que la incorporación de actividades físicas de fuerza dentro de las clases de educación física, resulta fundamental ya que los adolescentes se encuentran durante la adolescencia en fases sensibles para trabajar el salto y mejorar la fuerza como capacidad física básica.

¿Cómo mejorar el salto horizontal?

La mejor opción para mejorar la marca del salto horizontal es trabajar sesiones específicas de movilidad, técnica y fuerza.

El salto horizontal en educación física requiere gran coordinación de miembros superiores e inferiores, esto unido a las diferentes fases requiere el trabajo de la técnica para poder optimizar el rendimiento al máximo o al menos adecuarse a una técnica correcta en la mayor forma posible.

Respecto al trabajo de la fuerza, es conveniente entrenar la fuerza máxima, trabajo de pesas mediante levantamientos olímpicos, trabajar la potencia, así como ejercicios pliométricos.

Sobre la movilidad, cuanto mayor rango de movilidad seamos capaces de conseguir en las distintas articulaciones mayor impulso podremos conseguir y mejor técnica, lo que se traduce en una mejora del resultado del salto horizontal en educación física.

Propuesta práctica de salto en educación física

Como se ha comentado, unas de las opciones disponibles para el trabajo del salto horizontal en Educación Física, es el tratamiento de una unidad didáctica de condición física, que podría consistir en 16 sesiones.

La duración de cada sesión de práctica de salto horizontal en educación física, dentro de los centros educativos es de 50 minutos los cuales debemos intentar aprovechar al máximo y dicha unidad se realiza en 8 semanas consecutivas.

Buscando así conseguir una mejora de la condición física de los mismos que pueda ser observable en la medida de lo posible, centrándonos en los logros del salto horizontal.

El trabajo principal de la unidad se centra en la fuerza, por ello las sesiones de la unidad didáctica deben enfocarse a actividades de tonificación en las cuales el alumnado puede adquirir conocimientos sobre la correcta utilización del material y la adecuada técnica en los ejercicios, los cuales posteriormente podrá aplicar fuera del centro.

Igualmente se realizan actividades lúdicas como juegos cooperativos y de oposición que fomenten la motivación de los alumnos y al mismo tiempo trabajen la fuerza y más en concreto la fuerza de tren inferior para obtener mejoras en el salto (5).

A continuación se muestra una sesión para el trabajo de salto horizontal (6):

sesión de salto horizontal en educación física

Conclusiones

El objetivo principal del salto horizontal en Educación Física es valorar la fuerza del tren inferior.

Para hacer esta valoración sobre el salto horizontal en Educación Física, conviene trabajar la fuerza y posteriormente analizarla de nuevo pudiendo de esta forma observar las mejoras del alumnado.

Esto se debe a que carece de sentido evaluar una capacidad de la condición física si no se va a trabajar en ella ni se va a dar herramientas y recursos al alumnado para que amplíe su conocimiento y posibilidades de trabajo y mejora.

Referencias bibliográficas

  1. Prieto, M. Á., & Física, E. (2010). Habilidades motrices básicas. Montalbán Córdoba, España. Recuperada de: https://archivos.csif.es/
  2. Wickstrom, R. (1990) Patrones motores básicos. Madrid, Alianza.
  3. Martínez López, E. J. (2003). Aplicación de la prueba de lanzamiento de balón medicinal, abdominales superiores y salto horizontal a pies juntos: resultados y análisis estadístico en educación secundaria.
  4. Gómez-Campos, R., Flores, I. C., Cornejo, J. M., Fuentes, P. P., Albornoz, C. U., & Cossio-Bolaños, M. A. (2019). La adiposidad corporal se relaciona con el rendimiento del salto horizontal en niños. Retos: nuevas tendencias en educación física, deporte y recreación, (36), 370-375.
  5. Castillo Alvira, D., Rodríguez-Negro, J., & Yanci Irigoyen, J. (2017). Efecto de una Unidad Didáctica de condición física en la capacidad de salto horizontal en alumnado de Bachillerato. Sportis3(1), 161-172. Recuperado de: https://ruc.udc.es/
  6. Palau, X. (2010). Unidad didáctica Atletismo: a saltar… EFdeportes,14 (142).