Saltar al contenido
Mundo Entrenamiento

Dodgeball como contenido de Educación Física (1 Propuesta práctica)

15 mayo, 2021

El dodgeball es un deporte alternativo que puede tratarse como contenido educativo en Educación Física. ¿Qué características tiene?

Dodgeball en Educación Física
Ayúdanos a difundirlo. El conocimiento tiene sentido sólo cuando se comparte.

En el presente artículo se trata el dodgeball, un deporte alternativo que puede tratarse como contenido educativo en Educación Física, tanto en los últimos cursos de educación primaria, como en educación secundaria.

Se explica cómo se juega al mismo, cuáles son sus características y como puede implementarse mediante una propuesta práctica.

¿Qué es el Dodgeball y cómo se juega?

Es un deporte alternativo nacido en Estados Unidos, en el siglo XX. De este derivan otros más conocidos en España,  como el deporte llamado Dachball, nacido en Aragón, o también conocido como balón prisionero como juego.

A pesar de presentar características similares,  difieren en varios aspectos los cuales serán detallados posteriormente.

El dodgeball es un deporte de colaboración-oposición, de cancha dividida. El objetivo del mismo es matar, tocando con las pelotas, a los jugadores del equipo rival, antes de que ellos consigan lo mismo.

Se juega con 6 pelotas, las líneas laterales de la pista, así como las líneas de fondo también pueden eliminar a los jugadores. El partido tiene dos partes de juego las cuales duran quince minutos.

Cada partida dentro de cada parte dura un máximo de tres minutos; cada partida ganada cuenta 2 puntos y el empate 1 punto. El equipo con más puntos al acabar el tiempo es quien gana.

Dodgeball en Educación Física

¿Cuáles son sus características?

Mientras que el datchball cuenta con 3 pelotas, presenta equipos mixtos y una normativa más adaptada al contexto educativo, el dodgeball cuenta con 6 pelotas y presenta normas de carácter más competitivo.

En el dodgeball se juega en dos equipos de 6 jugadores, como se ha dicho, con 6 pelotas, las cuales pueden lanzarse a cualquier parte del cuerpo exceptuando la cabeza.

El campo de juego del dodgeball es un rectángulo que cuenta con 18 metros de largo por 9 metros de ancho. Es un deporte de cancha dividida, por lo que cada equipo deberá permanecer en su mitad del campo.

El principal objetivo del dodgeball es lanzar las pelotas a los rivales para tocarlos con las mismas y así eliminarlos del campo.

En menos de 3 minutos que dura cada partida de dodgeball, uno de los dos equipos debe ser capaz de eliminar a todos los jugadores contrarios o buscar eliminar a más jugadores de lo que hay eliminados en el propio equipo, de mantenerse los mismos jugadores en ambos equipos durante una partida, esta sumará un punto por equipo quedando empatada.

Para comenzar cada partida de dodgeball, los jugadores de ambos equipos estarán colocados tras la línea de fondo de su propio campo. Al mismo tiempo, las pelotas estarán colocadas a lo largo de la línea central.

Cuando el árbitro de la señal, los equipos corren a por las pelotas, en caso de que varios jugadores cojan la pelota a la vez, se repite el inicio.

¿Qué habilidades desarrolla el dodgeball?

El dodgeball desarrolla multitud de habilidades:

  • lanzar
  • recepcionar
  • esquivar
  • saltar

El dodgeball requiere de coordinación oculomanual, gestión del tiempo y velocidad de reacción. Igualmente trabaja la resistencia cardiovascular, al mismo tiempo que fomenta el uso de estrategias y cooperación.

Reglas del dodgeball en Educación física

A continuación se muestran algunas de las reglas fundamentales para practicar el dodgeball:

  • Se puede lanzar a cualquier parte del cuerpo que no esté por encima de los hombros.
  • Los jugadores son eliminados cuando la pelota golpea a un jugador y seguidamente cae al suelo, igualmente cuando se captura y se pierde tocando el suelo.
    • También puede eliminarse dos jugadores al mismo tiempo, si la pelota golpea a uno y seguidamente rebota y golpea a un compañero antes de caer y tocar el suelo.
    • Si un jugador sale del espacio de juego o pasa la línea central del campo que separa a ambos equipos, cae eliminado.
  • Los jugadores que son eliminados tienen que salir del campo y hasta que vuelven a participar, realizan el rol de recoger las pelotas que se salen del campo.
  • Para salvar a un jugador eliminado, hay que coger la pelota al vuelo cuando la lanza un jugador del equipo contrario. El jugador que vuelve a estar vivo es aquel que primero ha muerto, de esta forma se mantiene el orden de juego constantemente.
  • Una vez se recepciona la pelota, el jugador que la posee no puede moverse, únicamente lanzar o pasar a un compañero.

lanzamientos

  • Los lanzamientos solo pueden realizarse con las manos, no puede lanzarse la pelota con los pies.
  • El máximo que se puede estar con la posesión de una pelota por jugador, son 5 segundos. Igualmente, mientras se mantiene esta posesión, la pelota puede servir de escudo para protegerse de los golpeos de otra pelota.

Dodgeball

Considerando las normas y reglas del deporte, cabe destacar que estas pueden adaptarse dentro del contexto escolar teniendo en cuenta las características del alumnado con el que se trabaja, algunos de los aspectos que se puede modificar son los siguientes (1):

  • Los móviles e implementos: aumentando o disminuyendo el número de los mismos para dificultar o facilitar la tarea o el juego planteado.
  • Metas: en lugar de matar tocando al jugador y que este salga del campo, adaptarlo y jugar con varias vidas que pueda ir perdiendo.
  • Terreno de juego: ampliar o reducir el espacio según se requiera.
  • Jugadores: introducir jugadores como comodín o disminuir o aumentar el número de jugadores que practican en cada equipo.
  • Tiempo: Disminuir durante el juego real el tiempo de cada parte, o por el contrario, aumentarlo. Así como modificar el tiempo de las partidas, adecuándolo a la capacidad y condición del alumnado y al tiempo del que se disponga.
  • Reglamento: modificar la normativa en los aspectos que se consideren oportunos.
  • Habilidades deportivas por ejemplo, en lugar de no poder moverse con el balón en la mano, se puede dar uno o dos pasos. Otra alternativa sería que los jugadores no pueden correr, únicamente desplazarse andando, etc.
  • Pensamiento táctico: facilitando las estrategias para que puedan desarrollarlas y ponerlas en práctica.

Además, se puede considerar el trabajo de otros roles además del rol de jugador, ya que juegan de forma simultánea 12 personas, pero en una misma clase de EF habrá más alumnos, por lo que se deben introducir más figuras para que estos tengan de forma constante una participación activa.

Por ejemplo, recogiendo las pelotas que se salen del campo, como comodines, como entrenadores de los equipos que fomentan de uso de estrategias de ataque y defensa y como observadores y árbitros.

Es un deporte que enseña valores como la deportividad, trabajo en equipo, respeto, control emocional, etc. por lo tanto, una buena herramienta y contenido dentro del sistema escolar.

Este deporte, jugado o practicado de forma correcta, ayuda al alumnado a controlar la agresividad, así como a aliviar la frustración (2).

Dodgeball en Educación Física

Propuesta práctica de dodgeball en Educación Física

Existen multitud de modelos y estilos que favorecen metodologías adecuadas para implementar los distintos contenidos a trabajar en la materia de EF.

En este caso, se propone el modelo Sport Education para desarrollar una propuesta práctica mediante una unidad didáctica de dodgeball de 10 sesiones, para alumnado de 3º de la ESO.

Igualmente el número de sesiones propuesto puede aumentarse según el calendario y la organización, teniendo en cuenta la importancia de realizar al menos 10 sesión, si se sigue este modelo para que se puedan desarrollar todas las fases del mismo (3).

Previo a la propuesta, destacar la necesidad de conocer al alumnado para adaptarla lo máximo a sus características y así, poder ofrecer un aprendizaje significativo que fomente la educación y desarrollo integral del alumnado.

Tanto en el plano motor y cognitivo como a nivel emocional (4) mediante el tratamiento de actividades que favorecen la relación interpersonal, el trabajo cooperativo, el autoconocimiento y la superación.

Para desarrollar la unidad, se inicia con una sesión de presentación, donde se explican los objetivos, el contenido, la evaluación, etc. y se muestran un vídeo de ejemplo del deporte de dodgeball para captar la atención y motivación del alumnado.

En las sesiones 2,3 y 4 se realiza la fase de práctica dirigida, en la que el docente es quien controla y organiza las actividades sin dar al alumnado demasiada autonomía.

En ella se practicar aspectos técnicos del deporte, lanzamientos, recepciones, puntería y normativa, etc.

En las mismas, poco a poco se busca acercarse a estilos más autónomos con actividades de descubrimiento guiado y resolución de problemas. Algunos ejemplos de actividades de dodgeball podrían ser las siguientes:

  • Rondo de 4 personas con una persona en medio que busque robar la pelota.
    • Variantes del mismo: aumentando las personas que roban, las personas que pasan la pelota e incluyendo más pelotas.
  • Situaciones de 3 x 3 y 4 x 4 donde deben hacer uso de distintos tipos de lanzamientos, movimientos de esquivar la pelota y recepciones de la misma.

En las sesiones 5,6 y 7 se plantea una práctica de dodgeball más autónoma donde es el propio alumno quien plantea soluciones a las actividades y se implica más a nivel cognitivo. En esta se plantean juegos y actividades de estrategia de defensa y ataque por grupos:

  • 4×4 donde se implementar estrategias de ataque y defensa que el alumnado ha elaborado. Primero centrándose en las de defensa y posteriormente en las de ataque.
    • Lo mismo, aumentando un 5×5
    • Modificar el número de pelotas e introducir 1,3 y 5
    • Modificar los jugadores introduciendo comodines por las líneas laterales

Las tres últimas sesiones se centrar en la competición formal y el evento final.

  • Durante la sesión 8 y 9 se realiza un torneo introduciendo el juego real, con 6 jugadores por equipo y 6 pelotas. Durante la sesión 8 se practica sin competición y se organizan los equipos de la misma y la distribución y organización del torneo.
  • Durante la sesión 9 se realiza el torneo. Juegan 2 equipos y el tercer equipo se encarga de arbitrar, recoger pelotas y fotografiar el torneo. Estos roles van cambiando para que todos practiquen todos.
  • En la última sesión se hace entrega de premios, dando premios al juego más limpio, a la mejor implementación de estrategias, al ganador de los partidos, etc. sin dejar a ningún alumno sin premio. Igualmente, durante toda la unidad se van realizando fotos y vídeos del desarrollo de la unidad para durante esta última sesión mostrar un vídeo-recuerdo de la misma. Como final de la unidad, se plantea una reflexión buscando las aportaciones de los alumnos sobre como practicar dodgeball fuera del ámbito escolar, que dificultades y facilidades plantea y que les ha aportado esta unidad de cara a nuevos aprendizajes y recursos de práctica.

Conclusiones

El dodgeball es un deporte con multitud de recursos, que se aleja de los deportes convencionales aportando motivación e innovación de cara a la práctica en la materia de educación física.

Además, como se ha visto, este presenta características con grandes posibilidades de adaptación al alumnado con el que se trabaje por lo que es un contenido a tener en cuenta durante todos los cursos que complementa a los deportes o propuestas más tradicionales captando fácilmente la atención del alumnado.

Bibliografía

  1. Giménez, A. M. (2010). Los juegos deportivos de blanco móvil: Propuesta de categorización e implementación desde un enfoque comprensivo, inclusivo y creativo. Retos: nuevas tendencias en educación física, deporte y recreación, (18), 41-46. Recuperado de: https://dialnet.unirioja.es/servlet/articulo?codigo=5410089
  2. Goodwin, S., Kahan, D., Murray, S. R., & Docheff, D. (2001). Is there a place for dodgeball in physical education?. Journal of Physical Education, Recreation & Dance72(4), 17. Recuperado de: https://search.proquest.com/docview/215762258/fulltextPDF/F647BD41CD994558PQ/1?accountid=14795
  3. Gutiérrez Díaz del Campo, D., García López, L. M., Chaparro Jilete, R., & Fernández Sánchez, A. J. (2014). Aplicación del modelo de Educación Deportiva en segundo de Educación Primaria: percepciones del alumnado y el profesorado. Cuadernos de Psicología del Deporte14(2), 131-144. Recuperado de: http://scielo.isciii.es/pdf/cpd/v14n2/ciencias_deporte5.pdf
  4. Muñoz, V. A., Roque, J. I. A., & Lucas, J. L. Y. (2017). Jugar en positivo: género y emociones en educación física. Apunts. Educación física y deportes3(129), 51-63. Recuperado de:


Ayúdanos a difundirlo. El conocimiento tiene sentido sólo cuando se comparte.