Sarcodinapenia y su relación con la mortalidad

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos (8 Votos. Puntuación media: 4,25 de 5)
Cargando…
sarcodinapenia

La sarcodinapenia es una patología poco tenida en cuenta a la hora de prescribir ejercicio en poblaciones especiales. La analizamos en el siguiente artículo.

Múltiples patologías en crecimiento constante se presentan con porcentajes de tejido muscular muy bajos, algo que explicaremos es bastante crítico, ante esto, muchos profesionales por desconocimiento siguen utilizando la caminata como único medio de perder peso de forma sencilla, a contrarespuesta,  terminan perjudicando aún más el componente muscular, conllevando aún más al descenso de peso muscular, pérdida de fibras rápidas, estabilidad y fuerza o lo que se denomina como SarcoDinapenia, lo que aumenta en definitiva el riesgo de morbilidad y mortalidad por lesiones ocasionadas con caídas en detrimento de la marcha. En este artículo, nos adentramos a esta patología en crecimiento que afecta a tantos longevos y personas con sobrepeso, donde se definen los conceptos de sarcopenia, dinapenia y la problemática que una mal prescripción del ejercicio puede tener sobre esta, formas de abordarla y su carácter fisiológico para orientar al entrenador.

Conceptualizando SarcoDinapenia

El concepto de SarcoDinapenia (1) implica por lo tanto pérdida de masa muscular y por consecuencia potencia muscular, es una patología que principalmente atañe a longevos, ya que se presenta conforme transcurren los años (aproximadamente entre los 55 a 60 años en adelante), pero lamentablemente debido a la poca actividad referida a ejercicios de fuerza, muchas personas son propensas antes de lo previsto, esto acompañado de sedentarismo u obesidad.

La Sarcodinapenia no sólo facilita el riesgo de mortalidad producto de la facilidad de lesiones producidas por caídas en gente mayor, del mismo modo, favorece la acumulación excesiva de adipocitos en obesos y disfuncionalidad muscular en sedentarios, viéndose complicaciones serias en la resolución de las actividades de la vida diaria (AVD)  y generando mayor dependencia, una perdida funcional del 30% en adelante según reporta J. A. Serra Rexach (2), esto producto a una disminución de unidades motoras y una menor inervación de fibras musculares de contracción rápida, lo cual nos obliga a realizar movimientos mucho más lentos y pesados, con poca reacción y coordinación general.

La “dinapenia” se refiere específicamente a la pérdida de fuerza y rendimiento físico, cuando esta se asocia con enfermedades o resultado de una sarcopenia inducidas (enlace) en base a la falta de trabajos de fuerza y sedentarismo, se conceptualiza  como SarcoDinapenia (3), habiendo una correlación entre la pérdida de tejido muscular y fuerza general, principalmente en piernas, está pérdida funcional de la capacidad para generar fuerza termina limitando en gran parte las AVD, lo cual genera un rol de dependencia motriz, tanto por motivos morfológicos (sarcopenia) o neuronales que terminan afectando la situación anímica y emocional  de la persona.

Sarco-Dinapenia
Esquema de SarcoDinapenia editado por Lic. Ortiz Jonathan

Aumento del riesgo de Morbilidad y Mortalidad

Dentro de estadísticas claras, que hacen al riesgo de caídas y lesiones como un factor clave en la morbilidad y mortalidad en longevos, ya se da por hecho que la SarcoDinapenia afecta en gran medida a esta problemática tan importante, pero entre los principales factores asociados a un aumento del riesgo de caída, encontramos: la alteración de la marcha, incapacidad funcional, deterioro cognitivo, consumo de medicación psicotrópica y exceso de actividad física (4). El sexo femenino de edad avanzada el más propenso a dicha predicción, alteraciones que en definitiva se llevan a cabo al disminuir la fuerza general, la capacidad de producir fuerza y mantenerla en periodos cortos de tiempo. 

Esta atrofia muscular no sólo permitirá la disminución de fuerza sustancial, sino que al descender los niveles de la hormona de crecimiento (GH) y testosterona, se produce una disminución excesiva del aporte de proteínas participes en vías anabólicas como la mTOR, lo cual, termina aumentando aún más  los efectos adversos ocasionados por la insulina y el cortisol, ocasionando mayores daños al organismo como un acumulamiento excesivo de adipositos, hipercolesterolemia, hipertensión, diabetes tipo II, entre otras patologías.

Patologías asociadas a la SarcoDinapenia

La Sarcopenia asociada a la vejez suele ser muy común, pero también puede asociarse a la anorexia estimulada por un excesivo proceso de catabolismo y disminución de la síntesis de proteínas, por ultimo tambien a la obesidad, en la cual debido a desequilibrios metabólicos secreta grandes cantidades de adipoquinas creando así un ambiente proinflamatorio (5) y estresante, lo cual, pone en evidencia lo importante que son los aminoácidos y el entrenamiento de fuerza muscular, en post a evitar la proteolisis y disminución del mismo.

Ahora y en definitiva, no caben dudas que la mejor forma de contrarrestar la SarcoDinapenia es con ejercicios bien dosificados de potencia muscular (6), elevar la ingesta de proteínas y porque no con suplementación adecuada

La importancia de las Fibras Blancas Tipo II

El envejecimiento trae consigo una pérdida gradual de masa muscular (sarcopenia), fuerza y funcionalidad o rendimiento, existiendo además una relación entre estas tres variables (6), esta pérdida de funcionalidad se debe principalmente a la disminución de fibras de contracción rápida Tipo IIya que estas son importantes en todos los procesos en los que se debe realizar una fuerza rápida (7), fibras blancas que se pierden en gran número por no ser estimuladas correctamente y por la vejez.

sarcodinapenia

En longevos esto se aprecia al disminuir no solo el  perímetro de sus piernas, sino al perder gravemente estabilidad y fuerza funcional en las extremidades inferiores, en consecuencia algo que termina desembocando en caídas, y probabilidad de lesiones graves (8) que pueden llevar a aumentar el riesgo de morbilidad y mortalidad.

No caben dudas que el entrenamiento de fuerza pasa a ser un pilar fundamental en esta población, tanto en longevos como en obesos con sarcopenia inducida, es decir, evitar a todo esfuerzo reducciones abultadas del peso, donde lo único que se va a perder serán reservas de glucógeno y fibras de contracción rápida, factores que no solo perjudicaran a nivel fisiológico el organismo, recordemos que el musculo es uno de los principales reguladores metabólico, sino que se afectara de lleno a todo el sistema artro-muscular, ocasionando gran impacto principalmente en tobillos y rodillas (9).

La formula para combatir la SarcoDinapenia

Como entrenadores lo primero seria implementar un correcto plan de entrenamiento orientado hacia la fuerza, es decir, orientado hacia la capacidad de realizar un esfuerzo  muscular y vencer una resistencia, pero no todo radica ahí, recordemos que en estas poblaciones, tanto longevos como obesos su metabolismo de las proteínas se ve severamente afectado, ya que la presencia de agentes catabolicos como cortizol e insulina, en consecuencia, terminan afectando de lleno al tejido muscular, por lo cual comenzar a aumentar el consumo de alimentos ricos en proteínas va a ser fundamental, ante esto el asesoramiento de un especialista en nutrición para que trabaje a la par con el entrenador va a ser esencial.

Por otro lado, pensar en suplementación no es algo descabellado, ya se han investigado los amplios beneficios de la creatina o el suero de leche sobre este tipo de población (10), y sus beneficios en post a evitar la perdida de masa muscular, lo que en definitiva si seguimos la formula entrenamiento de fuerza y buena alimentación pueda traernos resultados mas que favorables en post a mejorar la calidad de vida de estas personas.

Viejas teorías que afirmaban que la suplementación con proteínas tendría efectos adversos en los riñones han sido refutadas, Martin y colaboradores nos advierten que; “los estudios y evidencia científica sobre problemas a nivel renal citados por diferentes autores, se desarrollaron a partir de modelos animales y pacientes con enfermedad renal co-existente y no en sujetos sanos” (11). Por ultimo, la proteolisis en ellos es severa, por esto la proteína mTOR y activación de la vía anabolica se ve ampliamente reducida.

Conclusión sobre la sarcodinapenia

No caben dudas que como entrenadores, prescribir caminata en longevos y obesos con sarcopenia inducida no es mas que perjudicar a nuestros entrenados, en contraste, la caminata puede ser un complemento, pero el entrenamiento de la fuerza va a ser la estrategia correcta para mejorar su calidad de vida. Generalmente se presta más atención al aumento del colesterol o sobrepeso general, cuando la disminución del tejido muscular no solo perjudicara más al metabolismo de las grasas, sino que empeorara la calidad de vida general de estas personas, en concecuencia disminuyendo su cantidad de fibras rápidas tipo II, su fuerza y por ende su funcionalidad e independencia sobre las AVD.

sarcodinapenia

Por lo tanto, el entrenamiento de fuerza periodizado se convierte en la clave, junto a una buena alimentación rica en proteínas y suplementación, siendo estrategias mas que útiles para combatir la sarcodinapenia y su relación estrecha con el riesgo de mortalidad, trabajando como agentes de salud primaria y desde un enfoque integral, trabajando en conjunto con otros profesionales de la salud capacitados, por ultimo y no menos importante, prescribir el ejercicio a conciencia, ya dejemos de mandar a caminar y gastar zapatillas a todos.

Referencias Bibliográficas

  1. Clark BC, Manini TM. (2008) Sarcopenia ≠dynapenia. J Gerontol A Biol Sci Med Sci.
  2. A J Serra, Rexach (2006) – Consecuencias clínicas de la Sarcopenia.
  3. Alfonzo Cruz y cols. (2010) “Sarcopenia: consenso europeo sobre su definición y diagnóstico” Age and Ageing Reimpresión de Julio 2010.
  4. Zenewton André da Silva Gama, Antonia Gómez (2008) – Factores de riesgo de caídas en ancianos: revisión sistemática.Conesa Rev Saúde Pública
  5. Jorge Roig (2013) – Obesidad y perdida del tejido adiposo, desterrando lo aerobico. Articulo de la web G-SE. Consultado el 9/08/2018. Disponible en línea (enlace.)
  6. Mata-Ordóñez, F.; Chulvi-Medrano I.; Heredia-Elvar, J.R.; Moral-González, S.; Marcos-Becerro, J.F.; Da Silva-Grigogolleto, M.E. (2013). Sarcopenia and resistance training: actual evidence. Journal of Sport and Health Research. 
  7. Jorge Roig (2017) –  Masa muscular y adquisición de enfermedades. Consultado el 9/08/2018. Disponible en línea (enlace)
  8. Jorge Roig (2018) – Fuerza muscular y expectativa de vida. Articulo de la web G-SE Entrenamiento.
  9. Edgar Acosta García (2012) – Obesidad, Tejido adiposo y resistencia a la insulina. Acta bioquím. clín. latinoam. vol.46 no.2 La Plata abr./jun. 2012. Consultado el 9/08/2018. Disponible en línea (enlace).
  10. Dillon, E. L., Sheffield-Moore, M., Paddon-Jones, D., Gilkison, C., Sanford, A. P., Casperson, S. L., & Urban, R. J. (2009). Amino acid supplementation increases lean body mass, basal muscle protein synthesis, and insulin-like growth factor-I expression in older women. The Journal of Clinical Endocrinology & Metabolism, 94(5), 1630-1637.
  11. Martin W. et al.(2005) –  Dietary protein intake and renal function. Nutrition & Metabolism.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.