Antonio Bores, preparador físico de la Selección Española de fútbol sala

1 punto2 puntos3 puntos4 puntos5 puntos (7 Votos. Puntuación media: 5,00 de 5)
Cargando…
0
Imagen de Antonio BOres con la equipación del cuerpo técnico de la selección

Hoy tenemos con nosotros a Antonio Bores, preparador físico de la Selección Española de Fútbol Sala Absoluta. Ha conseguido en este combinado, entre otros, un campeonato de Europa en Croacia, medalla de Bronce en el último Europeo celebrado en Bélgica, además de un subcampeonato del mundo en Tailandia.

Antonio Bores es además, profesor de la asignatura de entrenamiento deportivo y preparación física especifica en fútbol sala y actualmente coordina y forma parte del equipo docente de la Universidad Europea del Atlántico de reciente aparición.Antono Bores

“Preparar físicamente a la selección española campeona del mundo es una gran responsabilidad”

Pregunta: Muy buenas Antonio Bores, en primer lugar, muchísimas gracias por brindarnos la oportunidad de tenerte hoy con nosotros en Mundo Entrenamiento, y enhorabuena por todo lo que consigues en el grupo de jugadores con el rol que desempeñas.

Respuesta: Gracias a vosotros por pensar en mi persona para compartir un rato con todos vuestros usuarios de Mundo Entrenamiento.

P: Revisando tu currículum, he observado que eres Doctor en Ciencias de la Actividad Física y el Deporte ¿Qué importancia le das a una adecuada formación de cara a las salidas profesionales de la titulación? ¿Crees que con el título de la licenciatura o el grado sería suficiente a día de hoy para competir por un puesto de trabajo?

R: Considero que deporte y formación son un matrimonio obligado a entenderse. En el caso de los jugadores es básico porque la carrera de un jugador tiene fecha de caducidad. Respecto a lo que nos aporta hoy en día la formación, básicamente es la herramienta para conseguir el objetivo de alcanzar un puesto de trabajo, pero esta carrera es cada día. No podemos quedarnos solo con la titulación que nos puede dar una formación. Reciclarnos, actualizarnos e intentar ser un poco mejores que el día anterior, deben ser una exigencia.

Una vez iniciado ese proceso de formación con la licenciatura o el grado de Ciencias de la Actividad Física y el Deporte, debemos trazar nuestra hoja de ruta para convertirnos en especialistas de lo que más nos pueda apasionar o ilusionar. En esta primera etapa nos muestran las alternativas posibles, pero es insuficiente para garantizarnos un puesto de trabajo.

P: En relación a los cursos de preparación física que impartes y coordinas, ¿Qué ofrecéis a los alumnos que deciden formarse en esa disciplina? ¿Se ven diferencias en el perfil del demandante con el paso del tiempo y avance de las metodologías?

R: Durante estos últimos 4 años he estado coordinando una serie de formaciones específicas de fútbol sala en cuanto a la preparación física, en donde desarrollaba este trabajo junto con ex alumnos que han participado de alguna manera conmigo en su proceso de formación. El objetivo principal es poder ampliar los conocimientos respecto a esta materia de aquellas personas o entrenadores que a lo mejor no pueden contar con esa figura en su equipo y que sobre todo les puede aportar un conocimiento más amplio para poder llegar a ser mejores entrenadores.

Respecto a profesionales del deporte (licenciados como yo) básicamente puede aportarles otra manera diferente de abordar el trabajo, ya que lo bueno que tiene esta parcela es que es abierta, no existen las recetas. Puede que sea una manera de hacernos pensar.

P: ¿Qué sientes cuando eres elegido para desempeñar el rol de preparador físico de la mejor selección de jugadores nacionales de futbol sala?

R: Lo primero que pensé fue que me llegaba demasiado joven esa oportunidad. Lo segundo que piensas es la responsabilidad que debes adquirir para que esa selección siga siendo la mejor del mundo tras los éxitos cosechados por el anterior cuerpo técnico. El fútbol sala me ha regalado mucho más de lo que yo le he podido dar.

P: ¿Cuáles son los sacrificios que has tenido que hacer para llegar a donde estás ahora mismo? ¿El balance es positivo?

R: Está claro que el balance es más que positivo. Nunca me hubiera imaginado que podría llegar a la Selección Nacional. Inicialmente mi sueño era llegar como técnico donde no había sido capaz de llegar como deportista. Así que con llegar a la máxima categoría mis expectativas ya estaban cubiertas.

En cuanto a los sacrificios que supone…no utilizaría ese término, diría que son esfuerzos porque sacrificio lo asocio más a realizar algo que en teoría no te llena lo suficiente o no te motiva en exceso. Para mí el deporte de élite, el rendimiento, la competición son mi pasión, por lo tanto nunca veré como un sacrificio todo lo que he realizado. Sí que en cambio lo percibo como un esfuerzo importante de luchar por tu sueño. El día que vea mi actividad como un trabajo, ese día lo dejaré.

P: ¿Qué significa ser preparador físico de un equipo de esas características? ¿Cuál es la parte más compleja de tratar de mantener o mejorar las capacidades de sujetos que se encuentran a un nivel tan elevado?

R: Deportivamente hablando, representar a tu país en el deporte que sea es lo máximo. En cuanto a la parte más compleja posiblemente sea la falta de tiempo para poder alcanzar los niveles de preparación más adecuada, pero esto siempre se ve compensado con la fortuna de disponer de grandes profesionales, tanto de jugadores como miembros del cuerpo técnico.

P: ¿Cómo se lleva tener que individualizar tanto las propuestas de trabajo en jugadores que tienen diferentes calendarios y periodizaciones con sus equipos?

R: Este es uno de los grandes secretos de la preparación física. Muchas veces nuestro trabajo no consiste en intervenir de una manera directa para desarrollar un aspecto en concreto, sino en ser capaz de que cada uno de ellos llegue en las mejores condiciones al día del partido siguiendo su hoja de ruta y preparación de sus equipos, adecuando los contenidos por su estado físico, edad… Siempre he considerado que la figura del preparador físico es lo más parecido a un mecánico o un ingeniero de pista en la fórmula uno. Tenemos que conseguir que nuestro piloto (entrenador), tenga el coche (equipo) en las mejores condiciones el día de la competición.

Antonio Bores

P: Respecto al trabajo integrado de profesionales como entrenador, preparador físico, equipo médico, analistas, etc… ¿cuál opinas que es el pilar básico hacia el mejor nivel de juego posible?

R: Los protagonistas son los jugadores. Nosotros estamos al servicio de ellos.

Siguiendo un poco con el símil de la pregunta anterior, el principal protagonista del cuerpo técnico es el entrenador. Considero que un equipo es el reflejo del entrenador.

En mi caso he sido un privilegiado con todos los entrenadores con los que he trabajado desde mis inicios en Castro Urdiales, Bilbao y posteriormente en Santiago. Mis tres últimos entrenadores están entre los mejores del mundo. Pero reconozco que el entrenador con el que llevo conviviendo desde el 2006 prácticamente todos los días, Don José Venancio López Hierro, es el mejor entrenador del mundo.

P: De cara al preeuropeo de Macedonia, ¿Qué trayectoria crees que lleva “La Roja”? ¿Qué ambiente se respira en el vestuario de la selección?

R: El ambiente siempre es de máxima exigencia y sobre todo de responsabilidad. En nuestro contexto nos exigimos cada día ser mejor que el día anterior, sabiendo que cada vez la distancia entre los rivales se va acortando.

Actualmente estamos en plena renovación de jugadores que han sido parte activa de la historia de la selección, pero que con los años nuestro objetivo es que sus sustitutos sean igual o mejor que ellos.

P: Si tuvieras que elegir a uno o dos jugadores claves, que son el motor del equipo, ¿A quién o quiénes nombrarías?

R: El motor del equipo, ES EL EQUIPO. Nuestra idea siempre ha estado basada en eso, en EQUIPO. Las individualidades te ganan partidos, los equipos te ganan campeonatos. Creo que la historia de la selección nacional de fútbol sala se destaca por su palmarés en campeonatos. Destacar alguno en concreto sería muy injusto por mi parte.

P: Para finalizar, y agradeciéndote una vez más la colaboración y accesibilidad que has mostrado. ¿Qué consejo darías a los interesados en seguir una trayectoria profesional orientada a la preparación física y el rendimiento deportivo?

R: Hablar de consejos me resulta bastante complicado porque creo que no soy nadie para darlos, pero sí puedo aportar lo que me ha servido a mí. En primer lugar intentar especializarse en un ámbito y en una disciplina y lo segundo luchar por tu sueño. Creo que la base de todo está en trabajar más que nadie y sobre todo ser diferente al resto, sabiendo que eso siempre tiene su parte negativa en cuanto a la crítica, pero debemos estar dispuestos a ella.

Deja un comentario